1 Tesalonicenses 5 17

Orad sin cesar.



Pablo exhorta a los Tesalonicenses diciendo una serie de recomendaciones, hoy nos fijaremos en la que figura en el versículo 17: 'Orad sin cesar'. Déjame darte una definición simple; Básicamente, lo que significa es estar consciente de Dios y en todo lo referente a Él.

Hagamos una analogía entre La oración y la respiración. La respiración debe ocurrir durante todo el día y estar tan arraigada en nuestro sistema hasta que comenzamos a respirar sin darnos cuenta. Inhalamos y exhalamos la presencia de Dios a través de la oración, y cuando no oramos, no recibimos el oxígeno de Su vida en nuestra vida espiritual. Ahora bien, "imagina si dejaras de respirar".

"Orar sin cesar" no significa necesariamente hacerlo en voz audible. Algunas de nuestras oraciones más profundas vienen de adentro, del corazón, y justamente son esas oraciones las que Dios escucha, no aquellas que hacemos para que otros nos vean, y digan cuan consagrados somos....cuando oramos en la intimidad de nuestra habitación, cuando separamos momentos para estar "a solas con Dios" es cuando se manifiesta el espíritu santo con gran fervor.

S. Mateo 6:5-15 

Y cuando ores, no seas como los hipócritas; porque ellos aman el orar en pie en las sinagogas y en las esquinas de las calles, para ser vistos de los hombres; de cierto os digo que ya tienen su recompensa. Mas tú, cuando ores, entra en tu aposento, y cerrada la puerta, ora a tu Padre que está en secreto; y tu Padre que ve en lo secreto te recompensará en público. 

¿Qué pasa con las veces que no tenemos palabras para orar? El Espíritu está allí para guiarnos y hablar por nosotros cuando no podemos. No siempre tendremos oraciones elegantes y bien habladas, si es tu caso, NO TE PREOCUPES.

Solo cuéntale a Dios sobre tu día. Descubrí un día que si comienzo a contar mi día a Dios, empiezo a descubrir realmente cuánto trabaja en mi vida y cuánto bien ha aportado. Me daré cuenta de que incluso despertarse en mañana será un precioso regalo. Cuando empieces a contarle a Dios sobre tu día, no volverás a ser el mismo/a...Practicalo!



 Buenos días Padre celestial, En el nombre de nuestro Señor Jesucristo voy a comenzar este día. Te ruego me des la fuerza y sabiduría para enfrentar este nuevo día y todos los retos que vienen por delante.

Te agradezco, Señor, por haberme preservado durante la noche. Haré todo lo posible para que todo lo que haga hoy sea agradable para ti y de acuerdo con tu voluntad. 

En tu nombre declaro que Soy feliz, procuraré mantener esta dicha a lo largo del día, soy tu hij@ y esa condición es mas que suficiente.

Gracias por otro hermoso amanecer para disfrutar. 

 

A partir de hoy mi vida de oración será diferente!!!

 

¡Te amo Padre! Amén



 

"La mañana es el mejor momento para tener un encuentro con Dios. Cuando te despiertas con Dios, su presencia va contigo donde quiera que vayas".

¡Que seas bendecido en tu día!

Sígueme en mis redes sociales: 
               

¿Te encanta este devocional?
Por favor Has Clic aquí y vota: 

- Si Dios te ha favorecido con mi labor y ha puesto en tu corazón apoyar este ministerio: Clic para Donar

Licencia de Creative Commons
*Todos los derechos reservados. "Esta obra está protegida por las leyes de copyright y tratados internacionales".

 
Compartir es bendecir
Pin It

Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado