1 Pedro 5:7
echando toda vuestra ansiedad sobre él, porque él tiene cuidado de vosotros.

Mateo 11:28
Venid a mí todos los que estáis trabajados y cargados, y yo os haré descansar.

Juan 14:1
No se turbe vuestro corazón; creéis en Dios, creed también en mí.

Juan 14:27
La paz os dejo, mi paz os doy; yo no os la doy como el mundo la da. No se turbe vuestro corazón, ni tenga miedo.

Isaías 40:31
pero los que esperan a Jehová tendrán nuevas fuerzas; levantarán alas como las águilas; correrán, y no se cansarán; caminarán, y no se fatigarán.

Filipenses 4:6-7
Por nada estéis afanosos, sino sean conocidas vuestras peticiones delante de Dios en toda oración y ruego, con acción de gracias. Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, guardará vuestros corazones y vuestros pensamientos en Cristo Jesús.




Todos hemos experimentado estres, especialmente en estos momentos de crisis y tribulación. Cuando enfrentamos situaciones que pueden resultar desafiantes. La ansiedad es una emoción que permite adaptarnos a la vida. Sin embargo estos sentimientos negativos nos distraen de nuestro epicentro.

Hay momentos en los que la preocupación se convierte en un obstáculo para llevar una vida normal. Y aparecen síntomas de ansiedad sin motivos aparentes.

El miedo se deriva de la falta de fe en nuestro Padre celestial.

El valor para enfrentar nuestros mayores temores no vendrá de la confianza en nosotros mismos, sino de la confianza que depositemos en las promesas de Dios:

No temas, porque yo estoy contigo;
no desmayes, porque yo soy tu Dios que te esfuerzo;
siempre te ayudaré, siempre te sustentaré
con la diestra de mi justicia.
Isaías 41:10 | RVR60
 
Puede comenzar a tener victoria sobre el estrés al permitir que la Palabra de Dios hable la verdad en su vida. Una vez que admitimos que hay un problema, podemos abordarlo y obtener la ayuda que necesitamos. Ya sea a través de un consejo bíblico, ver a su médico o pedirle a su cónyuge o amigo que lo ayude a evaluar lo que necesita eliminar de su vida. A veces, es una combinación de los tres.

¿Que puedes hacer para ayudarte a superar la preocupación y la ansiedad? La oracion de fe. Si oras creyendo que Dios y su espíritu pueden hacer milagros al invitarlos a formar parte de tu vida, puedes sanar.




"Querido Dios, por lo que está pasando, y por lo que temo que me pueda pasar siento temor, duda y desesperanza.

Mi Padre celestial, dame la sabiduría para ver mis inquietudes desde la perspectiva correcta. Recuérdame que eres mucho mas poderoso que cualquier situación, en lugar de preocuparme por ello. Por favor, dame la fe que necesito para creer y confiar en ti.

Cuanto más practico la oración en lugar de preocuparme, más puedo experimentar la paz que quieres darme. Elijo dejar de asumir lo peor de mi futuro y empezar a esperar lo mejor, porque estás trabajando en mi vida con tu gran amor y poder. 

Al dejar de lado las expectativas poco realistas y aceptar la forma en que realmente es mi vida, me darás la libertad que necesito para relajarme y confiar en ti.

Dios, Por favor, dame serenidad y la paz que solo proviene de ti. Dame una visión del futuro con esperanza y alegría!, mi amoroso Padre. ¡Gracias! Amén.




 "La mañana es el mejor momento para tener un encuentro con Dios. Cuando te despiertas con Dios, su presencia va contigo donde quiera que vayas".

¡Que seas bendecido en tu día!
 

Sígueme en mis redes sociales: 
               

¿Te encanta esta aplicación?
Has Clic aquí y vota: 

- Si Dios te ha favorecido con mi labor y ha puesto en tu corazón apoyar este ministerio: Clic para Donar

Licencia de Creative Commons
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional.

 

 

 

Compartir es bendecir
Pin It

Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado